Probióticos ¿la estafa del siglo?

¿Qúe son los probióticos?

Los alimentos probióticos son alimentos con microorganismos vivos adicionados que permanecen activos en el intestino y ejercen importantes efectos fisiológicos. Ingeridos en cantidades suficientes, pueden tener efectos beneficiosos, como contribuir al equilibrio de la microbiota intestinal del huésped y potenciar el sistema inmune. Pueden atravesar el Aparato digestivo y recuperarse vivos en los excrementos, pero también se adhieren a la mucosa intestinal. No son patógenos, excepto en casos en que se suministran a individuos inmunodeficientes.
Contienen esta clase de microorganismos y, por tanto, son alimentos probióticos los yogures frescos, el kéfir, el jocoque, chucrut, kimchi y muchos otros productos lacto fermentados.
De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la definición de probiótico es: «Microorganismos vivos que, cuando son suministrados en cantidades adecuadas, promueven beneficios en la salud del organismo hospedador».

¿Qué significa ésto? 

¿Ésto significa que tenemos que estar tomando probióticos toda la vida para poder ser super héroes o algo así?, no, definitivamente no.
Los probióticos solo deberían usarse en ciertas circunstancias como si tuviera diarrea o síndrome del intestino irritable.
Según el especialista en intestinos James Kinross, del Imperial College de Londres, que ha estado revisando la evidencia.
"Mientras tomas probióticos, se quedan en tu sistema. Pero cuando dejas de hacerlo, son expulsados. De manera que, si uno logra que funcionen, sólo lo harán por el tiempo en que los tomes, y nada garantiza que tendrán el mismo efecto para cada persona, pues tenemos especies diferentes de bacterias".


¿Cuáles son los mejores alimentos con probióticos?

1.Yogur
Busca marcas de leche de cabra que se hayan infundido con formas adicionales de probioticos como lactobacillus o acidophilus. La leche de cabra y queso son particularmente altas en probióticos como thermophillus, bifudus, bulgaricus y Lactobacillus acidophilus.

2.Kéfir
 Alto en lactobacilos y bacterias bifidus, rico en antioxidantes.

3.Chucrut
 Ayuda a reducir los síntomas de alergia y  es rico en vitaminas B, A, E y C.

4.Chocolate negro
 Un chocolate oscuro, de alta calidad tiene cuatro veces la cantidad de probióticos que los lácteos diarios que digerimos.

5.Microalgas
  La espirulina, chorella, y las algas azules y verdes. Estos alimentos probióticos han demostrado un aumento en la cantidad de Lactobacillus y bifidobacterias en el tracto digestivo

Entonces, ¿qué pasa con las campañas que vemos en la televisión sobre los yogures milagrosos y las bebidas que te protegen de cualuqier cosa en invierno?, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria concuerda en que sencillamente no hay suficiente evidencia para permitirle a las compañías comerciales de probióticos que sigan prometiendo lo que prometían al principio.
Las compañías, como Danone, que hace Activia y Actimel, y Yakult, cambiaron su publicidad, pero dicen que es sólo para cumplir con las reglas de la UE.
Así que... ¿seguiremos creyendo?

1 comentario:

  1. Yo estudié un poco sobre este tema hace unos años y nos enseñaron que la cantidad de microorganismo debe ser altísima para que pasen el cribado del estómago y tomarlos fuera de las comidas para que la digestión no los eliminara. Nunca he creído en Actimel y similares.

    ResponderEliminar

La información ofrecida aquí es gratuita. Dejando un comentario, que puede ser anónimo, nos ayudas a posicionarnos mejor en los buscadores para que más familias que nos necesitan puedan encontrarnos.
¡Gracias!