Felicidades, Valeria. Por María JT

Mi hija acababa de nacer hace justo un año. Quería compartir con vosotros este momento tan bonito a partir de este texto que le he escrito. No atiende a ninguna estructura ni es muy poético, pero es lo que me ha salido. El resumen de un año maravilloso.

Hoy hace una año que abriste tus ojos al mundo. Viniste con el ceño fruncido, no elegiste tú el día. Demasiado dulzor en la sangre, decían, y así eligieron este día.

Cuatro horas, tres empujones y aquí estabas tú.

Hoy hace un año que mostraste tu puño al mundo. Ese que agarraba con fuerza el dedito de mamá y papá, que cerraba en su manita la ropa del pecho donde descansabas, ese puñito que ha ido abriéndose a la vida, cogiendo un trocito de pan, espachurrando un plátano, juntando tu pequeño pulgar con el índice para compartir un espagueti con Clay, ese puñito de bebé se ha convertido en una manita que dice adiós, hace bailar sus deditos, que gatea, que abraza a papá y a mamá y acaricia a Clay.

No recuerdo con exactitud el primer día que dijiste "mamá" porque hace muchos meses que ya te lo escucho, depués vino "teta", "papá" y "nenene, aaayyy, nenene" (Clay).

Hace como mes y medio empezaste a decir "taaannn...". No acertábamos a saber a qué te referías hasta que un domingo por la mañana al escuchar las campanas que anuncian misa dijiste al mismo son "taaannn..!". Hace un par de semanas que dices "pan". Te queda tanto por decir....

El día que naciste hacía un día precioso, tan precioso como tú.

Me pregunto cómo hemos podido vivir sin ti.

Eres tan grande, pequeña.

Hoy papá y yo también cumplimos un año desde que fuimos papás, ha sido muy duro y agotador. Pero una experiencia increíble. Cada día a tu lado es un regalo.

En este año jamás has tenido un grito,ni te hemos obligado a comer, ni un "no", ni un castigo, ni un dejarte llorar (dejar llorar a un bebé??!!). Tú no sabrás lo que eso, porque cuando te vayas a caer, no te diremos un "verás, te vas a caer, te lo dije", no, tú siempre tendrás un "temo que te caigas, me quedaré cerca por si me necesitas".

Y no, todavía no andas, ni tampoco tienes dientes ni te sobra ningún kilito, pero sin engordar, sin dientes y sin andar no te vas a quedar así que, ¿dónde están las prisas?

Y sí, sigue con la teta. Que por qué, porque ella quiere y yo también, que hasta cuándo, pues mira hasta que tenga dieciocho (qué aburrida está la gente).

Hoy hace un año que te asomaste al mundo para hacerlo tuyo, para aprender, para ayudar, para reír, para respetar...

Como siempre te digo, yo te tuve a ti y te entrego al mundo, y aunque éste sea oscuro, tú siempre ilumina tu parte.

Primero nos teníamos el uno al otro. Luego vino Clay. Y ahora que ya llegaste tú, ya lo tenemos todo.

Feliz cumpleaños Valeria.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

La información ofrecida aquí es gratuita. Dejando un comentario, que puede ser anónimo, nos ayudas a posicionarnos mejor en los buscadores para que más familias que nos necesitan puedan encontrarnos.
¡Gracias!