Crianza no sexista



  • Sexo: Característica natural, biológica.
  • Género: Estado social asociado al sexo.
  • Identidad de género: Sentimientos personales con el propio género y cómo lo manifestamos.
  • Rol de género: Comportamientos determinados culturalmente sobre lo que es aceptable para uno y otro sexo.


_________



La educación para la igualdad consiste en tratar de romper con la tradicional transmisión de roles y estereotipos de género asociados a nuestra cultura para poder aspirar a un futuro más libre y en igualdad real entre hombres y mujeres más conscientes, respetuosos y corresponsables, donde queden definitivamente desterradas las actitudes discriminatorias y el maltrato.

Estas actitudes está implícitas desde antes incluso del nacimiento de nuestros hijos, en la elección de su ropa o en la decoración, más en sintonía con los estereotipos sexuales que con los gustos personales.



Tips para educar para la igualdad:


  • Siempre, en educación, para cualquier conducta que pretendemos conseguir, es imprescindible ser un modelo para nuestros hijos. No podemos promulgar aquello que no hacemos, de la misma manera que no podemos decirle a nuestro hijo adolescente que no fume con un cigarro en la mano.
  • Respetar las decisiones de los niños es el segundo punto más importante. No puede importarnos más la consideración social sobre el hecho de que un niño juegue con muñecas o que quiera hacer ballet, que el deseo de nuestro hijo de jugar con ellas o bailar. Debemos apoyarles siempre en todas las decisiones (lo cual no quiere decir que haya que aceptar que su decisión sea salir en manga corta en invierno o pegar a otro niño). Debemos mostrarnos orgullosos de desarrollar su autonomía e iniciativa, y no caer en el error de pensar que esas decisiones están condicionadas genéticamente por la identidad sexual o cualquier otro motivo, porque no es cierto (aunque tampoco hay una identidad sexual más respetable que otra). Del mismo modo, no existe ropa de niños y ropa de niñas porque no existen diseños adaptados al cuerpo de los bebés de distintos sexos y los colores no tienen género. Si a tu hijo de cuatro años le gusta el rosa, no hay motivo para negarle vestir así. Sí es verdad que ponerle un vestido es complicado, por mucho que le guste, debido a la presión social, pero siempre se puede negociar en ese tipo de situaciones y valorar qué es más importante antes de negar directamente.
  • El español es un idioma muy encasillado en los roles de género: Hay una diferencia muy acusada entre ellos y marca el masculino como género inclusivo al hablar en plural (en este mismo post hablo de "los hijos" para referirme a "hijos" e "hijas"). La mayoría de las veces es inconsciente el trato discriminatorio a la mujer por el uso del lenguaje, la manera de construir el discurso o los término utilizados.
  • Afortunadamente, se tiende hacia la igualdad en el reparto de tareas del hogar. Inculcar al niño las responsabilidades compartidas (no la colaboración en las tareas de la madre) es fundamental.
  • Ayudarles a expresar sus sentimientos con libertad: Otro rol aún muy asumido es que los niños no pueden expresar sus sentimientos, con frases como "los niños no lloran", perpetuando así los estereotipos de género sobre la supuesta debilidad femenina y fuerza masculina cuando, en realidad, la expresión de los propios sentimientos es una parte clave de nuestro desarrollo psicológico y autoconocimiento.
  • Por último, de manera transversal, podemos aprovechar cualquier actividad para educar sobre la igualdad: una película que estais viendo juntos, una escena que veis por la calle, etc., para reflexionar sobre los roles impuestos, los prejuicios y hacia dónde deberíamos encaminar nuestra sociedad.

_______________


No hay comentarios:

Publicar un comentario

La información ofrecida aquí es gratuita. Dejando un comentario, que puede ser anónimo, nos ayudas a posicionarnos mejor en los buscadores para que más familias que nos necesitan puedan encontrarnos.
¡Gracias!