Patrones de sueño típicos de los 6 a los 9 meses




Hacia los 6 meses si juntamos todas las horas que duermen, nos saldrá una media de unas 14, siempre hay excepciones, pero en general suele ser así.


-Suelen hacer varias siestas diurnas
-Las reparten entre la mañana y la tarde.
-Cada vez que lo notes cansado y veas signos de que tiene sueño, acúnalo, o intenta que se duerma, descansará más y estará mejor el resto del día

Olvida los métodos dañinos para que tu bebé aprenda a dormir

A éstas alturas, seguro que alguien ya te ha sugerido algún método para que el bebé aprenda a dormir…huye de esos consejos
Aquí tienes un enlace de la fantástica Laura Perales Bermejo que te ayudará a  hacerte una idea de lo dañino que puede llegar a ser.

http://www.crianzaautorregulada.com/articulos/los-metodos-para-aprender-a-dormir/


-Si tu bebé aún no duerme toda la noche seguido, no es el único, muchos siguen despertándose muchas veces para alimentarse, sobre todo si estás con lactancia materna.



Etapa de nuevos despertares

Puede que si u bebé era de los que ya dormían toda la noche de un tirón, o más o menos regular, tenga ahora despertares en mitad de la noche, algo alterado, se mueva, hable, o llore.

Éstos días y meses son épocas de cambios muy importantes para ellos y de avances cognitivos y motores.
Seguramente está aprendiendo a gatear, sentarse, decir alguna palabra o sonido nuevo, ha aprendido a levantarse apoyado en algún mueble, etc.
Estos hitos son muy importantes para tu bebé y eso provoca que su cerebro quiera seguir practicando, ¡aunque esté durmiendo!


La ansiedad por la separación  también podría causar los despertares de tu hijo. Cuando se despierta y se da cuenta de que no estás allí quizás se siente angustiado. Pero probablemente se calmará tan pronto entres en la habitación y le consueles.

Cómo puedes establecer hábitos de sueño saludables


Aquí tienes algunos consejos para ayudar a tu bebé a dormir bien a esta edad:

Establece y sigue una rutina consistente para irse a dormir

Si aún no has establecido una
rutina para la hora de irse a la cama, empieza ahora. Un ritual nocturno ayudará a tu niño a relajarse y prepararse para dormir y, a esta edad, tu hijo comenzará a participar y lo disfrutará más.

Ya sea que tu rutina incluya bañar a tu bebé, jugar a un juego tranquilo, prepararlo para ir a la cama,
leerle un cuento o dos, o cantar una canción de cuna, asegúrate de hacerlo en el mismo orden y a la misma hora todas las noches. A los bebés les gusta tener rutinas estables y horarios consistentes.

Mantén el horario diario de tu hijo regular

Ambos se beneficiarán al tener un programa diario que incluya horarios preestablecidos para la cama y las siestas. Eso no significa que tu bebé deba almorzar exactamente a las 12:15 siempre, pero sí significa que generalmente deberías tratar de seguir un horario predecible. Cuando tu bebé duerme la siesta, come, juega, y se prepara para irse a la cama aproximadamente a la misma hora todos los días, es mucho más probable que se quede dormido fácilmente.



Trata de acostarlo más temprano

Si tu bebé se va a la cama a las 8:30 de la noche, pero le cuesta relajarse, prueba a acostarlo media hora antes. Quizás está demasiado cansado, y es posible que al acostarse más temprano se duerma mejor.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

La información ofrecida aquí es gratuita. Dejando un comentario, que puede ser anónimo, nos ayudas a posicionarnos mejor en los buscadores para que más familias que nos necesitan puedan encontrarnos.
¡Gracias!